Cátedras Conacyt: Ciencia y calidad de vida

0
166

Por Julia Tagüeña Parga
Directora adjunta de Desarrollo Científico
del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

conacytMéxico tiene un gran talento que debe aprovechar para tener una innovación tecnológica basada en el desarrollo científico. Las Cátedras Conacyt para jóvenes investigadores permitirán empezar a rejuvenecer la planta de investigadores del país, así como darán oportunidad a nuevos investigadores para que ingresen a la vida académica nacional.

Este impacto en la sociedad se puede ver de diversas formas, una en la transferencia de conocimiento, y otra, en la transferencia hacia la industria y aplicación del conocimiento. Por un lado, está la comunicación social que lleva a la apropiación social, que es parte importante de la generación del conocimiento, pero también está la posibilidad de que haya una transferencia hacia su aplicación en la industria y finalmente hacia una posible innovación.

Es importante invertir en el desarrollo científico porque este genera conocimiento, el cual por sí mismo es importante, pero que además terminará generando productos con valor agregado, que a su vez promoverán la recuperación de la inversión.

Estamos en un desarrollo científico que le da finalmente un valor agregado a los productos y que termina en lo que se le ha llamado la economía del conocimiento; en otras palabras, en la producción de bienes, que puede ir desde la maquila o puede ser la aportación de conocimiento tecnológico. México tiene un gran talento que debe de aprovechar para tener ese tipo de innovación, la innovación tecnológica basada en el desarrollo científico.

Queremos impulsar ese desarrollo científico, queremos promover la idea de que se piense en la posibilidad de que ese desarrollo pueda atender un problema nacional y esa es la explicación detrás de la nueva convocatoria que publicó en ese sentido el Conacyt hace unos meses.

La Dirección Adjunta de Desarrollo Científico opera cinco programas: Sistema Nacional de Investigadores (SNI), Retenciones y Repatriaciones, Redes Temáticas de Investigación, Estancias Posdoctorales y Estancias Sabáticas. Todos han funcionado bien en lo general, por ejemplo el SNI ‑con alrededor de 20 mil investigadores y en crecimiento constante desde su creación en 1984‑, ha logrado constituirse en un referente fundamental para la ciencia en México; o el que se refiere a las redes temáticas, que son hoy en día el camino moderno de hacer ciencia, pues cada vez más se juntan grupos multidisciplinarios para atacar un problema y muchas de estas redes están diseñadas específicamente para ello. Los otros programas y los proyectos de investigación y de infraestructura son fundamentales para la vida académica de nuestro país.

Estas cátedras son el nuevo programa de la dirección y junto con los otros que ya tenemos y que van a continuar porque son fundamentales, se entrelazan de manera positiva. Por ejemplo, si un joven obtiene el doctorado, luego un posdoctorado, y después de que ya está formado aspira a una de estas cátedras, el país completa una inversión en la formación de estos jóvenes talentos mexicanos a los que se le da la oportunidad de que se incorporen a la fuerza laboral.

Son propuesta de la nueva administración del Consejo, pero reflejan una solicitud generalizada de la comunidad académica que desde hace muchos años ha venido expresando la inquietud de acrecentar el número de investigadores en el país.

Conocemos el número de investigadores que están en el SNI, sabemos cuánta gente está estudiando en los programas de calidad de Conacyt, del número total de becas y de la población que cuenta con grado de maestría y doctorado; pero lo que también es fundamental para el desarrollo científico es la infraestructura, los centros e institutos de investigación, instituciones de educación superior, universidades politécnicas e institutos tecnológicos, toda esta es la riqueza con la que cuenta México para poder desarrollar la ciencia.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí