Empleabilidad: Misión de las universidades – CASE América Latina

0
308

IMPULSORES DEL DESARROLLO

“El papel de la universidad como impulsor de desarrollo personal, inserción laboral y productividad no es una cuestión que corresponda solo a los jóvenes y a sus familias; la sociedad invierte cuantiosos recursos en la educación superior y también exige resultados”, así lo declaró Angélica Careaga, recién nombrada directora de CASE (Council for Advancement and Support of Education) América Latina, durante la presentación de su estudio ‘Las universidades ante el desafío de la empleabilidad 2016’.

El estudio, promovido por CASE, como la mayor institución de desarrollo institucional educativo a nivel global y que contó con un centenar de participantes, revela que las Universidades son conscientes de la gran paradoja de desempleo o sub-empleo de sus egresados en un país como México en donde las empresas luchan por cubrir sus vacantes; sobre todo, en puestos de alta especialización y remuneración relacionados con los sectores de Tecnologías de Información, Energía, Telecomunicaciones, Farmacéutica y Aeroespacial.

De acuerdo con Aline Ross, socia directora de LEXIA Insights, consultora encargada de realizar el estudio, esta situación se deriva de la brecha curricular o falta de vinculación entre empresas e instituciones educativas y tiene sus orígenes en la percepción anterior según la cual, la vinculación laboral era un asunto de capacitación y no de formación integral de la persona.

LAS CIFRAS HABLAN 

El estudio refleja hoy una clara evolución de las Universidades respecto de la vinculación con sectores productivos en favor de la empleabilidad que se evidencia en las siguientes cifras:

  • El 100% de los encuestados cuenta con alguna iniciativa de empleabilidad.
  • El 85% de los encuestados revela que la empleabilidad es una prioridad para rectores y líderes de su institución.
  • El 82% de los encuestados reporta que la empleabilidad es prioritaria para docentes y directores de carrera.

Asimismo, y en contraste, el ejercicio refleja también que aún hay mucho camino por recorrer para erradicar la brecha curricular y fomentar la empleabilidad de manera óptima:

  • 40% de los encuestados reportó que la empleabilidad no se mide de manera formal o que desconoce si se mide en su institución.
  • Casi 1 de cada 3 encuestados (28%) desconoce la proporción de egresados que cuenta con empleo a los 6 meses de su graduación.
  • Solo 6 de cada 10 (62%) de los encuestados reporta iniciativas de vinculación con empresas y cámaras para fomentar empleabilidad.
  • Solo la mitad (52%) de los encuestados reporta haber trabajado con autoridades para gestionar incentivos para empresas que ofrecen prácticas profesionales.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí