Fernando Platas: El valor del deporte como práctica escolar y social.

0
673

“Hablo con directores de escuelas, con supervisores de zona, con gente que tiene mucha experiencia en el deporte, y se han dado cuenta de que hay una necesidad enorme de que los chicos tengan actividades extra académicas con temas como el deporte.”

Por Mónica Ibarra Casado

NI goles, medallas o puntos son el premio mayor al practicar un deporte, la verdadera ganancia es generar en nuestros jóvenes la disciplina, los valores y la salud integral, que los lleve a desempeñarse como mejores estudiantes y a la vez mejores ciudadanos.

Por ello, los programas deportivos se han convertido en una obligación para la mayoría de las escuelas interesadas en el desarrollo integral de sus estudiantes. Sin embargo, todavía existen algunas que se resisten al cambio de cultura, por desconocimiento del tema o por no acercarse a las autoridades pertinentes buscando apoyo.

Para el clavadista Fernando Platas, quien funge como Director General del Instituto Mexiquense de Cultura Física y Deporte (IMCUFIDE), en la actualidad los padres de familia quieren que sus hijos hagan deporte e incluso están dispuestos a hacer el esfuerzo de ocupar horarios extras para que lo efectúen; y sin importar su estrato social o nivel económico, esperan que toda institución educativa tenga profesionales en el ramo. “Hablo con directores de escuelas, con supervisores de zona, con gente que tiene mucha experiencia en el deporte, y se han dado cuenta de que hay una necesidad enorme de que los chicos tengan actividades extra académicas con temas como el deporte y la cultura”.

Siendo México un país lleno de fanáticos del deporte, hay muy poca infraestructura y programas para practicarlo, o en palabras de Platas: “Cuando preguntas a un grupo de amigos a quién le gusta el deporte, todos levantan la mano, pero cuando preguntas quién lo hace continuamente las manos empiezan a bajar y viene el problema de que muy pocos lo ven como otra materia en la escuela o como una parte vital de la agenda social de familia de lunes a sábado. No lo aprecian como un valor agregado, aunque en definitiva el deporte y la cultura es algo que te va a servir para toda la vida”.

Kpta-Estrategia-Educativa-Fernando-Platas1

En su labor para el gobierno del Estado de México, primero dependiendo de la SEP con el maestro Raymundo Martínez Carbajal y con la estructura más grande del país en temas de educación con casi cinco millones de estudiantes, y hoy en día, en una secretaría mucho más dinámica, ha comprobado que el ser humano se desarrolla en forma integral. Se pueden tener estudiantes de excelencia pero inactivos que a la larga sufren problemas de salud severos o por el contrario, puede haber atletas que incluso son medallistas pero que si no cuentan con una preparación académica, no podrán incorporarse a una vida profesional exitosa al terminar su carrera deportiva. “Se requiere del respaldo de una carrera, de la cultura y del bienestar que proveen las actividades deportivas. Todo está conectado, el desarrollo es integral y por ello es la primera preocupación de las autoridades educativas, ya que muchos de los jóvenes son una campo fértil para la delincuencia y las adicciones, y si no les damos más opciones literalmente los estamos llevando al filo del precipicio. Tenemos jóvenes que terminan clases a las doce o una de la tarde y hasta las seis de la tarde no tienen nada más que hacer. Y si bien nos va estarán agarrando a besos a la novia y siendo padres a los 15 años, pero si mal nos va seguramente a los 17 o 18 habrán tenido ya varias malas experiencias. Eso nos preocupa a todos, a los papás, a los maestros y a los directores; sin embargo muchas veces cuando ya hacemos el esfuerzo, nos damos cuenta de que también nos faltan muchos profesores de educación física”, asegura Platas.

Hay escasez de licenciados en Educación Física, gente preparada que no solamente se encargue de organizar la tabla gimnástica o los honores de la bandera como ha ocurrido durante muchos años en las escuelas públicas y privadas. Hay todo un mundo alrededor del deporte social que debe ser mostrado abiertamente a los más pequeños como parte de su formación para que se tome realmente en serio. Fernando Platas comenta que el Presidente del Comité Olímpico Mexicano y otras autoridades motivan a los entrenadores de grupos básicos pues son ellos quienes van a enamorar a un niño para que sea atleta, son los que van a encontrar a los buenos talentos y, son ellos precisamente quienes se convierten en licenciados. “Por lo general, la mayoría de los atletas que se volvieron seleccionados nacionales, compitieron alguna vez en las olimpiadas interescolares, en basquetbol, atletismo o volibol, porque estaban dentro de un sistema. Yo considero que hay muy buenos entrenadores en México, obviamente admiro al profesor Jorge Rueda pues con él gané medalla y hoy en día a Iván Bautista quien es el entrenador de Germán Sánchez e Iván García, también medallistas olímpicos; y casualmente ninguno de ellos fue clavadista pero ambos son Licenciados en Educación Física”, agrega Fernando Platas haciendo hincapié en la diferencia que genera la profesionalización en los entrenadores de cualquier disciplina. “Por dar otro ejemplo, me llama mucho la atención lo que hace la Federación Mexicana de Fisicocontrustivismo y de Fitness ya que capacitan y certifican constantemente a sus maestros por la simple razón de que si no se capacitan ¡no dan clases! Necesitamos ese nivel y esfuerzo”, remata.

Por fortuna, hay soluciones para que el deporte y la cultura se conviertan en temas relevantes de formación para los chicos. De hecho se ha comprobado, con algunos niños de albergues del DIF que a través de actividades físicas como la Lucha Grecorromana, han aprendido valores, disciplina y sus comportamientos cambian favorablemente. Quizás el deporte no sea la panacea, pero con la reingeniería aplicada por el CONADE a nivel de deporte social y recreativo, hoy en día los sistemas de competencia y los programas estatales llegan a más gente atacando temas que son ya un problema grave en nuestro país como la obesidad: “Es un tema de educación, de hábitos y multifactorial pues tiene que ver con hacer deporte pero también con alimentarse de forma saludable para tener calidad de vida. No hay una herramienta de prevención para detener la obesidad y quizás la actividad física podría ser una manera de llegar a ese equilibrio que buscamos”.

Por tradición, el Estado de México es cuna de renombrados atletas y en la actualidad, en sus 125 municipios con 16 millones y medio de habitantes es común encontrar muy buenos representantes a quien apoyar. Por ello la labor de Fernando Platas, a través de los institutos municipales, las escuelas del deporte y los clubes, es hacer equipo con las escuelas, crear un sistema estatal significa en el que todos los involucrados actúen bajo el mismo objetivo. Si una escuela no tiene maestros de educación física o quiere capacitar al suyo o incluso no cuenta con canchas o instalaciones, el Municipio le puede ofrecer alternativas. El reto es grande por las dimensiones y complejidad del estado, las diferentes necesidades de cada zona y la dificultad de encontrar equilibrio entre la educación deportiva básica y la búsqueda de talentos para alto rendimiento. Sin embargo, la secretaría está dispuesta a ofrecer las herramientas de la cultura física por medio de una amplia gama de deportes, torneos, competencias, olimpiadas y actividades que forman a los niños en valores como el respeto y la convivencia, además de que se convierten en eventos que reúnen a la familia completa.

“A fin de cuentas, los valores del movimiento olímpico son un referente que significa que respetas a tu contrincante, que reconoces que alguien puede ser mejor que tú y que reconoces que alguien es diferente a ti. Si apostamos por el deporte estaremos generando otra dinámica con los chavos y generarán identidad tanto por su escuela, su comunidad y su patria”, concluye Fernando Platas con palabras que son un llamado de alerta a las escuelas, sus dueños y directivos para que consideren la inclusión de programas deportivos como una forma de distinguirse de la competencia y de crear seres humanos integrales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario
Por favor ingrese su nombre aquí